Consejos para contratar un seguro de coche

seguro-de-coche

El seguro del coche es uno de los gastos fijos anuales que conlleva tener un vehículo. Es un producto obligatorio y conducir sin seguro acarrea, en el supuesto menos grave, una sanción. Sabemos que es un gasto al que hay que hacer frente sí o sí, pero a la hora de contratar una póliza hay que buscar aquella que mejor se adapte a nuestras necesidades. La primera decisión es decantarse entre un seguro a Todo Riesgo o uno a Terceros, los dos más demandados a pesar de que la Ley sólo obliga a uno de responsabilidad civil. Pero este no es el único aspecto que deberás tener en cuenta antes de contratar una póliza. Aquí van llas preguntas que debes plantearte antes de contratar un seguro de coche.

  • ¿Qué coberturas necesito? Es fundamental saber qué se quiere contratar. Existe un gran abanico de posibilidades a la hora de elegir coberturas, y dependiendo de nuestras necesidades podemos suscribir unas u otras. Además, de las de Responsabilidad Civil Obligatoria, el seguro del conductor, la asistencia jurídica y lunas, puedes incluir también asistencia del viaje, retirada del carnet o Todo Riesgo. Depende de la responsabilidad de cada uno al volante, podemos optar por unas u otras y abaratar así el seguro.
  • ¿A Terceros a Todo Riesgo? Si el coche es nuevo o tiene menos de tres años de vida, no deberías siquiera hacerte esta pregunta. Tu seguro es el de a Todo Riesgo. A partir del tercero o del quinto, puedes empezar a planteártela. Entonces sólo tú tienes la respuesta.
  • ¿Con franquicia o sin franquicia? Lo cierto es que un seguro a terceros con franquicia es más barato que uno sin franquicia, pero hay que tener en cuenta que en caso de accidente, le tocará a uno costear parte de la reparación del vehículo.
  • ¿Qué tipo de conductor eres? Si eres un conductor joven tendrás un plus a la hora de pagar las primas. Eso es así por las estadísticas de accidentalidad de los conductores a esa edad. Este es un factor que influirá en el precio del seguro, pero que ocurre con todas las compañías.
  • ¿Cuál es el kilometraje? Si haces muy pocos kilómetros al año tendrás más papeletas para optar a una prima baja. La estadística y la probabilidad entran de nuevo en juego y dicen que a mayor número de kilómetros, más probabilidades de tener un percance.
  • ¿Con vehículo de sustitución o no? Hay personas a las que no disponer del coche un par de días les puede costar muy caro, más caro que pagar la cobertura extra del coche de sustitución. Si ese extra se rentabiliza con una sola avería que pueda dejarte tirado más de 24 horas, entonces compensa.

Y recuerda que el mejor seguro es tener prudencia al volante.

Call Now Button